¿Cuántos? Vs. ¿Por qué?

Los números no son todo.

Por: Manuela Abreu
Octubre 29, 2020

Alguna vez, hablando de cosas banales de la vida, una amiga me dijo una frase que quedó resonando en mi cabeza por mucho tiempo, por muchos motivos : “Un mar de conocimiento de 1 centímetro de profundidad”. En ese entonces estábamos hablando sobre aprender a hacer pan o saber coser así hubieras estudiado mercadeo o ingeniería, pero después de analizarla y digerirla durante un buen rato, me di cuenta que esa misma frase aplicaba para muchos contextos, como en este caso, para hacer una analogía sobre las diferencias entre la investigación cuantitativa y la investigación cualitativa.

Antes de profundizar en argumentos que distinguen ambos tipos de investigación, es importante definir cada una para tener una base teórica clara. La Investigación Cuantitativa es aquella que dentro del mismo estudio y generación de resultado implica el uso de matemáticas, técnicas estadísticas o cualquier forma de medición con el propósito de ser lo más exacto posible. Ésta requiere una muestra alta de personas para poder generar resultados estadísticos certeros. 

Por otro lado, la Investigación Cualitativa es un método que propone un resultado en base de la interpretación y el análisis de la información, la cual se obtiene a través de técnicas como la observación, la entrevista, las memorias, etc. Ésta requiere una muestra mucho menor, ya que las técnicas implican más tiempo y profundización. Para simplificar el asunto, lo cuantitativo supone un gran número de personas, matemáticas, estadísticas y es más racional; y lo cualitativo se refiere a la observación, la conversación y el análisis de la información de una cantidad menor de personas.

Con lo dicho anteriormente y dejando claros los diferentes tipos de investigación, vuelvo a la frase del inicio, y es que cuando pienso en esas diferencias importantes entre lo cuantitativo y lo cualitativo, la respuesta realmente radica en la profundidad. La investigación cuantitativa es, según mi experiencia, tal como la frase, un mar de información pero con poca profundidad, mientras que la investigación cualitativa, por el contrario, seria algo así como un vaso de información pero muy profundo.

Cuando se investiga con métodos cualitativos se busca llegar a la raíz de la información, profundizar en el “¿por qué?” de toda acción, cuestionar y validar con la observación de los gestos, los movimientos, el entorno, entre otros. Pero generalmente es sobre un tema y un objetivo muy específico. Con la investigación cuantitativa se hacen preguntas específicas sobre diversos temas, pero la herramienta en sí evita las preguntas abiertas, por lo que llegar a esa profundidad y raíz no es tan viable. En este caso el objetivo está en la estadística y los porcentajes.

Históricamente el fenómeno de lo cuantitativo ha generado más credibilidad y confianza en las empresas que suelen contratar servicios de investigación. Naturalmente los números, las matemáticas, la estadísticas y sus temas afines han tenido mucho poder en nuestro medio, ya que poder medir las cosas siempre generará mayor seguridad, y en especial a las grandes empresas les entrega argumentos para tomar decisiones en cuanto a sus marcas, productos y estrategias. 

La buena noticia es que no es una competencia,  la investigación cuantitativa y la cualitativa no son excluyentes y, si bien son muy distintas, son a su vez complementarias. En ImasD preferimos el análisis cualitativo porque en investigación para el diseño se necesita llegar a lo más profundo sobre un tema, generalmente nuestros procesos con usuario se centran en entender su dinámica de consumo frente a un servicio, producto o marca, analizar todas las posibles variables, cruzar información y convertir todos los hallazgos en insights y oportunidades para los negocios. 

La investigación es una parte muy importante en nuestro proceso, y siempre tiene como objetivo comprender a los consumidores para poder diseñar estrategias, productos o servicios para las marcas que se dirigen a ellos. Sin embargo, entendemos la seguridad que genera la información cuantitativa y por eso nos apoyamos en estudios y data, y sugerimos a nuestros clientes, cuando el proyecto lo requiere, hacer en la fase de validación del producto o servicio diseñado, un estudio cuantitativo que les ayude a evaluar el resultado y les de tranquilidad antes de hacer sus lanzamientos.

Shopping cart
Aún no agregaste productos.
Seguir viendo
0