La creatividad y las ideas nacen en las conversaciones

Por: Marcela Arango
Junio 30 de 2022

Hace algunos días surgió una reflexión en una conversación entre algunas personas en ImasD que hoy quiero compartir con ustedes en este artículo y precisamente se trata de esto que les acabo de mencionar: tener conversaciones

Ya voy a profundizar en por qué algo tan sencillo, que hacemos todo el tiempo —o eso creemos— tiene tanto poder. Todo comenzó luego de escuchar en una reunión de un proyecto con uno de nuestros clientes los comentarios “Casi nunca nos reunimos para hablar de esto” o “Nunca nos habíamos sentado con el equipo X a escuchar su perspectiva”. Y fue allí cuando en nuestro equipo identificamos una gran oportunidad.

Aunque parezca curioso y sorprendente, tener la agenda llena de reuniones y videollamadas no necesariamente significa que estamos teniendo conversaciones realmente de valor. Es más común de lo que creemos y a todos nos puede llegar a pasar, que el día a día nos consume y olvidamos tener pausas para conversar, revisar con detenimiento, reflexionar e identificar oportunidades para mejorar lo que llevamos haciendo sin parar por varios días o incluso meses.

Aquí es cuando ImasD ha entrado a sacudir esas rutinas y a poner sobre la mesa preguntas que en el día a día los equipos de las marcas con las que trabajamos olvidan hacerse. Y no solo se trata de hacer preguntas, también se trata de invitar a la mesa otros equipos que, aunque no lo creamos, pueden aportar valor y buenas opiniones. 

Si hay algo que hemos aprendido en todos los procesos creativos y de diseño que realizamos es que cuando los equipos son multidisciplinarios, se enriquecen las ideas, logramos mejores resultados y evitamos reprocesos. 

Un ejemplo de cómo aplicamos esto en imasD es en nuestros procesos de Food Design, donde desde el principio participan las personas de mercadeo, comercial, producción y desarrollo de las marcas. Esto con el fin de que las ideas de los nuevos alimentos que se van a diseñar sean construidas bajo diferentes miradas y roles de manera colaborativa. Además de que en el futuro permitirá que cada equipo ejecute sus roles con mayor apertura y creatividad por el solo hecho de vivir el proceso completo, conocer la información y el contexto de cada idea.

Y esto no solamente aplica para diseñar nuevos productos, también aplica para reformular estrategias, diseñar empaques o marcas. Así que la invitación hoy es a que como equipos nos pongamos el reto de abrir espacios en nuestras agendas para conversar de verdad verdad.

Si hay algo que hemos aprendido en todos los procesos creativos y de diseño que realizamos es que cuando los equipos son multidisciplinarios, se enriquecen las ideas, logramos mejores resultados y evitamos reprocesos. 

Si permitimos que de 8 am a 5 pm no tengamos ni un solo minuto para cerrar el excel y poner a un lado el celular, mirarnos a los ojos, tomarnos un café y, en lo posible, vernos de manera presencial, la creatividad se quedará oculta en la última puerta de nuestra mente. Y ojo, no solo se trata de sentarnos cada mes a hacer una lluvia de ideas por cumplir, también es el hecho de que nuestros equipos se conforman por personas, que más allá de tener unos roles, sienten emociones y como humanos el buen trabajo en equipo también parte de conocernos y construir una base de confianza.

Para cerrar esta reflexión y complementar el artículo, les dejo un link de una publicación en Fast Company que habla de la importancia de tener diversidad emocional en nuestros equipos y lo valioso que es para la creatividad y la productividad tener espacios para expresarnos.

Y ya saben que si necesitan apoyo en la facilitación de estos espacios o no saben cómo construir una metodología para que sean realmente exitosos, nos escriben y nosotros nos encargamos de enseñarles 🙂 

Link del artículo para aprender más de este tema: https://www.fastcompany.com/90754736/why-we-need-emotional-diversity-at-work-right-now

 

Shopping cart
Aún no agregaste productos.
Seguir viendo
0